Esperanza de la Torre | Tipos de enfermedades autoinmunes
Con este artículo conocerás cuántas enfermedades autoinmunes existen, los distintos tipos, cómo se clasifican y cómo pueden afectar a los miembros de una misma familia.
18825
post-template-default,single,single-post,postid-18825,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,side_area_uncovered_from_content,columns-3,qode-theme-ver-9.2,wpb-js-composer js-comp-ver-4.11.2.1,vc_responsive
 

Tipos de enfermedades autoinmunes

En el anterior post “¿Qué es una enfermedad autoinmune?”, te contaba no sólo qué es una enfermedad autoinmune, sino que también las causas que tienen este tipo de enfermedades, la amplia sintomatología que presentan y lo que supone recibir un  para la persona que la padece. Hoy nos toca abordar un tema también muy interesante: los tipos de enfermedades autoinmunes.

 

CUÁNTAS ENFERMEDADES AUTOINMUNES EXISTEN

Los investigadores han descubierto entre 80 y 100 tipos de enfermedades autoinmunes. Sin embargo, en la actualidad el número de este tipo de enfermedades no está claro, y es que se cree que hay otras 40 patologías más que tienen como base la autoinmunidad.

Desgraciadamente, hoy en día algunas de estas enfermedades son bastante comunes, como es el caso de la tiroiditis de Hashimoto, la celiaquía, la diabetes mielitus tipo 1 o la enfermedad de Crohn. No obstante, se dan muy pocos casos de púrpura trombocitopénica idiopática o de síndrome de Behçet entre la población, enfermedades que no sólo tienen la calificación de autoinmunes, sino también de enfermedades raras.

 

CLASIFICACIÓN DE LAS ENFERMEDADES AUTOINMUNES

Las enfermedades autoinmunes se pueden clasificar de varias maneras. Podríamos hablar de las enfermedades autoinmunes que afectan a un órgano o sistema concreto, y de aquellas que no afectan a un órgano específico, sino que son sistémicas, es decir, que tienen varios sistemas u órganos afectados.

La clasificación que ahora te propongo es una clasificación en la que he reflejado sólo algunas de los tantos tipos de enfermedades autoinmunes que existen.

 

ENFERMEDADES DEL TEJIDO CONECTIVO 

Afectan a múltiples órganos incluido el músculo-esquelético, tendones, fascias, etc.

  • Artritis psoriásica
  • Artritis reactiva
  • Artritis reumatoide
  • Enfermedad de Behçet
  • Esclerodermia
  • Espondilis anquilosante
  • Dermatomiositis
  • Lupus erimatoso sistémico
  • Polimialgia reumática
  • Reumatismo palindrómico o enfermedad de Hench
  • Síndrome de Sjögren

Tipos de enfermedades autoinmunes

ENFERMEDADES AUTOINMUNES QUE AFECTAN A GLÁNDULAS

 

ENFERMEDADES AUTOINMUNES QUE AFECTAN A LA PIEL

  • Alopecia areata
  • Dermatitis herpetiforme o enfermedad de Duhring-Brocq
  • Escleroderma
  • Pénfigo vulgar
  • Psoriaris
  • Vitíligo

Tipo de enfermedad autoinmune

ENFERMEDADES AUTOINMUNES QUE AFECTAN AL SISTEMA GASTROINTESTINAL

  • Cirrosis biliar primaria
  • Colitis linfocítica
  • Colitis ulcerosa
  • Enfermedad celiaca
  • Enfermedad de Crohn
  • Hepatitis autoinmune

enfermedad autoinmune

 

ENFERMEDADES AUTOINMUNES QUE AFECTAN A LA SANGRE Y A LOS VASOS SANGUÍNEOS

  • Anemia hemolítica
  • Anemia perniciosa
  • Síndrome antifosfolípido o síndrome de Hughes
  • Púrpura trombocitopénica idiopática
  • Vasculitis

 

ENFERMEDADES AUTOINMUNES QUE AFECTAN AL SISTEMA NERVIOSO CENTRAL Y PERIFÉRICO (NEUROLÓGICAS)

 

Recalco que en muchas ocasiones una enfermedad autoinmune viene acompañada de otra. Esto significa que una persona que tiene lupus puede tener, además, síndrome de Sjögren o ser celiaca, incluso las tres cosas al a vez.

 

¿MISMA ENFERMEDAD, MISMOS SÍNTOMAS?

Y resulta que las enfermedades autoinmunes presentan muchos puntos en común: un ataque erróneo del sistema inmunológico a órganos o sistemas que no deberían ser atacados. Sin embargo, los síntomas son muy distintos, por eso hay tantos tipos de enfermedades autoinmunes.

Ahora bien, ¿qué ocurre cuando dos personas tienen la misma enfermedad autoinmune? ¿presentan la misma sintomatología? Pues verás, una de las cosas que he aprendido a lo largo de estos años es que entre todos los tipos de enfermedades autoinmunes no hay dos pacientes iguales, es decir, que dos personas teniendo la misma enfermedad autoinmune, presentan en la mayoría de las ocasiones dolores o problemas, como consecuencia de la enfermedad, bastante diferentes. Y, por tanto, una de ellas puede experimentar síntomas que la otra no, y viceversa, a pesar de tener la misma enfermedad.

 

¿POR QUÉ UNA ENFERMEDAD Y NO OTRA?

Como has podido comprobar, hay muchos tipos de enfermedades autoinmunes. Sin embargo, puede que te estés preguntando cuál es el motivo por el que una persona desarrolla un tipo de patología y no otra. ¿Qué es lo que hizo que yo desarrollara un síndrome de Sjögren secundario y no una enfermedad de Graves-Basedow? No se sabe a ciencia cierta, pero la respuesta puede estar relacionada con los genes que una persona hereda, así como la forma en que su sistema inmune reacciona ante determinados desencadenantes. De este modo, si la persona en cuestión hereda un gen o un conjunto de genes que la predisponen a tener psoriasis, un desencadenante concreto le lleva a desarrollar psoriasis y no una diabetes.

 

ENFERMEDADES AUTOINMUNES EN UNA  MISMA FAMILIA

Se sabe que los distintos tipos de enfermedades autoinmunes son hereditarias. Esta es una de las pocas conclusiones a la que han llegado los investigadores en relación al conjunto de las enfermedades autoinmunes. Ahora bien, ¿qué ocurre en las familias en las que hay una predisposición a desarrollar una enfermedad autoinmune? Pues lo que suele ocurrir, desgraciadamente, es que varios miembros de la misma familia desarrollan este tipo de patologías. Sin embargo, no todos ellos tienen que presentar exactamente la misma enfermedad autoinmune.

Te cuento el caso concreto de mi familia para que te hagas una idea clara de lo que estamos hablando. Mi padre tiene anemia perniciosa, mi madre psoriasis, mi hermana mayor tiene la enfermedad de Graves-Basedow y yo tengo síndrome de Sjögren secundario. Menudo equipo ¿eh?

La anemia perniciosa es un tipo de anemia, es decir, que la persona tiene un número bajo de glóbulos rojos porque su intestino no puede absorber la vitamina B12. Como bien describen en este artículo publicado por el Centro Médico de la Universidad Maryland, la psoriasis es una inflamación crónica de la piel que produce lesiones escamosas engrosadas e inflamadas, muy frecuente en la zona de codos, rodillas, cuero cabelludo y espalda. ¿Qué es la enfermedad de Graves-Basedow? Es un tipo de hipertiroidismo, es decir, una enfermedad en la que la glándula tiroides tiene una hiperactividad, lo que lleva a un exceso de producción  de hormonas tiroideas que tiene consecuencias peligrosas en la salud de la persona. Por mi parte, el síndrome de Sjögren es una enfermedad de tipo reumático (del tejido conectivo) sistémica (que puede afectar a más de un órgano y sistema) que en mi caso cursó con una hepatitis autoinmune. Como ves, se dan distintos tipos de enfermedades autoinmunes, y ninguna tiene nada que ver con la otra, salvo por un hecho en común: un ataque por parte del sistema inmunitario a las células sanas del cuerpo. ¿Curioso, verdad? Bueno, a estas alturas me resulta curioso, hace años no me hacía ninguna gracia ni despertaba la más mínima curiosidad en mí.

Sin embargo, quiero compartir contigo una de las conclusiones a la que he llegado después de todos estos años, que marcó un antes y un después en mi forma de ver la enfermedad, y es el hecho de que el nombre que la define es simplemente eso, un nombre, una etiqueta. Y como te comentaba en el anterior post, las etiquetas están muy bien, porque nos ayuda a englobar un conjunto de síntomas y poder llamarlos por un nombre, pero también resulta que, dos personas teniendo una misma enfermedad, la viven de diferente manera, así que esa etiqueta tampoco engloba toda tu realidad. Por tanto, ¿de qué te vale obsesionarte con la enfermedad y el nombre que alguien decidió darle? ¡¡De nada!! Lo realmente importante es que te centres en la causa subyacente de tu patología, no en que se llame de una manera u de otra. Tu trabajo debería ser, como fue el  mío en su momento, averiguar cómo puedes encontrar el equilibrio de un sistema inmune hiperactivo que un día decidió que tenía que atacar a su propio guardián. Y, si quieres, aquí estoy para ayudarte a que cada día estés más cerca de lograrlo.

Un abrazo,

Quizá te interesa leer también sobre:

Esperanza de la Torre
info@esperanzadelatorre.com
0 Comentarios

Añade un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies